Día 51 – La tormenta –

Llegué a mi casa con los primeros relámpagos. Saqué al perro con las primeras gotas que empezaban a caer. Me metí en la cama y contemplé como la brisa que venía de afuera y el viento que generaba el ventilador bailaban en el centro de la habitación.

Me dormí escuchando un concierto de truenos y lluvia y como me desperté de muy bueno humor supogo que fue eso lo que ayer, me hizo un poco feliz.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s